miércoles, 17 de febrero de 2010

Diamantes muy grandes producidos muy rápido


NC&T) El tamaño de éstos es cinco veces mayor que el de los diamantes fabricados por otros procesos más convencionales. Además, el grupo, del Laboratorio Geofísico de la Carnegie Institution, ha producido diamantes monocristalinos incoloros, transparentes en el espectro desde el ultravioleta al infrarrojo.
Producir cristales de alta calidad de más de 3 quilates es difícil usando los métodos convencionales. Por eso, el Dr. Russell Hemley, director del proyecto en Carnegie, considera que haber fabricado diamantes monocristalinos de 10 quilates y un centímetro mediante su proceso CVD, es un logro mayúsculo. Los resultados de esta experiencia pionera fueron presentados en el Décimo Congreso Internacional de Ciencia y Tecnología de Diamantes, en Japón.La mayoría de los diamantes sintéticos producidos mediante técnicas HPHT (siglas de High-Pressure / High-Temperature) son amarillos, y gran parte de los elaborados por CVD, de color marrón, lo que limita sus aplicaciones ópticas. Los diamantes incoloros son costosos de producir y hasta ahora no se ha sabido de ninguno de gran tamaño. Esta situación limita las aplicaciones de estos diamantes como gemas, en óptica y en investigación científica.

Varios diamantes producidos en Carnegie mediante la técnica CVD.El año pasado, investigadores de Carnegie encontraron que la aplicación de un proceso HPHT de templado mejora no sólo las propiedades ópticas de algunos diamantes obtenidos mediante CVD, sino también la dureza. Los científicos han producido ahora un diamante transparente usando un proceso CVD sin recurrir al templado mediante métodos HPHT.Para incrementar aún más el tamaño del cristal, los investigadores hicieron crecer diamantes con calidad de gema, de manera secuencial en las 6 caras de una placa de sustrato de diamante, con el proceso CVD. Mediante este método, es posible hacer crecer monocristales incoloros de diamante en el rango de pulgadas (unos 300 quilates).Por último, nuevas formas han sido fabricadas con los bloques de monocristales CVD.La velocidad de crecimiento promedio para el proceso de Carnegie es de 100 micrómetros por hora, pero se han logrado velocidades de crecimiento de hasta 300 micrómetros por hora, y hay posibilidades de llegar a 1 milímetro por hora. Con la producción de diamantes incoloros a mayor velocidad y menor costo, estarían disponibles grandes bloques de este material para una gran variedad de aplicaciones. "La Era del Diamante está a punto de comenzar", ha declarado Hemley